La vida en una Pallota

Os presentamos la casa tradicional Mozambiqueña: la Pallota (a los que habláis catalán, prohibido reírse!)

Fachada de calle de una Pallota

Hay diferentes tipologías, según el número de cuartos que tenga, pero todas comparten características básicas. Nosotros solo conocemos los tipos que se construyen en el norte, y nos consta que en otras partes de Mozambique son diferentes.

Se trata de construcciones rectangulares de muros de barro y cubierta de paja o palmera. En las dos fachadas largas encontramos el acceso desde la calle y el del quintal (jardín).

Al revés de lo que se pudiera pensar, las visitas nunca utilizan la puerta principal, si no que entran por el quintal, que es donde normalmente se desarrolla la vida diaria. En el quintal se cocina, se seca mandioca o mansanica, se instala la sala de baño (que normalmente es un habitáculo de paja sin techo) e incluso la letrina (normalmente un agujero en el suelo sin ninguna protección. Por suerte aún no le hemos visto en uso).  Allí las mujeres se sientan en el suelo o sobre camas makonde a charlar de sus cosas mientras cargan con el peso de las tareas de la casa.

Mesa para la limpieza y secado de platos

Mujer cocinando en fogón tradicional de barro en el quintal

Típico tanque de hormigón para almacenaje de agua

Típico tanque de hormigón para almacenaje de agua

Mesa alta para secar mandioca

Aunque hasta hace 15 años los quintales no estaban delimitados formalmente, poco a poco van apareciendo vallas de caña, ramas de manglar o unos árboles llamados Moringas. Normalmente estos quintales delimitan el espacio de detrás de la casa, pero dejan fuera la mitad del edificio. Esto nos ha sorprendido, porque en la parte delantera aparece un espacio retranqueado semipúblico que aún no sabemos exactamente cómo surgió: algunas personas dicen que lo hacen porque es la manera tradicional de hacerlo y por estética, las versiones más elaboradas dicen que así es como se separa el ámbito de las mujeres (el quintal cerrado propiamente dicho) de la de los hombres (el espacio retranqueado de delante de la casa).

Retranqueo en la fachada principal de la Pallota

Entrada principal de una Pallota

La casa propiamente dicha únicamente se utiliza para dormir y normalmente son bastante oscuras a causa del tamaño de las ventanas. Según dicen ellos, son pequeñas por seguridad , pero seguramente también sea una manera tradicional de proteger el interior del calor.

El 95% de la población de Mecufi vive en este tipo de viviendas, TODOS han de ir a buscar agua al pozo cada día (los que tienen más posibilidades tienen tanques de agua de hormigón de 200 litros) y pocos tienen electricidad.

Os dejamos unas fotos para que os hagáis una idea de cómo es la casa de un Macúa de a pié.

Publicado en Uncategorized | Deja un comentario

Descobrint el nord de Moçambic…

Us convidem a descobrir l’espectacular natura del nord de Moçambic, el Parc Natural de les Quirimbas: La illa d’Ibo, un tresor arquitectònic de l’época colonial, la seva veïna Quirambo, una aldea de pescadors artesanals i a terra ferma la reserva natural de Taratibu, on hem descobert elefants, macacos, marmotes i demés animals.

Mireu bé les imatges que potser trobeu a algún Akuña que us sona…🙂

Publicado en Uncategorized | Deja un comentario

La população de Mecufi…

Publicado en Uncategorized | 4 comentarios

21/07/2011_LOS MANGLARES II

Mecufi está delimitado a norte y sur por dos canales de intrusión marina en los que crece un manglar. Como estamos en la época seca el agua está tranquila y transparente y aunque daban ganas de saltar al agua no nos atrevimos por los bichos que pudieran haber. Que somos akunya, pero no tontos.

El caudal de estos canales varía con las marea y aunque durante la marea baja se pueden cruzar a pie, durante la alta el paso hacia Muaria (la aldea vecina, de donde viene un flujo importante de gente a trabajar y sacar agua de los pozos) se hace por medio de barcas.

Remontando el canal hacia el interior, a 9 meandros de la playa donde se cogen las barcas, se encuentran las salinas de Mecufi, que ocupan una extensión bastante importante del territorio de la Vila-Sede.

A cada meandro, mientras el canal va estrechándose poco a poco, van apareciendo las actividades que surten a las aldeas vecinas de materias primas: pequeñas zonas de manglar talado para la construcción de quintales, para cocinar o para hacer camas tradicionales (la madera de este árbol es muy preciada),  machambas de mandioca o trampas de pesca donde los peces quedan atrapados cuando se dirigen hacia el mar durante la marea baja, después de haber subido a buscar comida en los canales.

Y así, se llega a las Salinas, pero eso os lo contamos otro día …

 

Publicado en Uncategorized | 1 Comentario

Marchando una de fotos…!

Publicado en Uncategorized | 2 comentarios

FAUNA AUTÓCTONA (19.07.2011)

Hola de nou a tothom!!Tenim notícies des del cor d’Àfrica, per fi hem conegut els nostres companys de pis, que portaven unes setmanes una mica amagats. Ahir a la nit ens va visitar “O rato”, es a dir, una rata grandota que es va donar unes voltes per el porxo, la cuina, la sala i l’habitació… brutal! Les rates es mengen les mosquiteres de les finestres i entren a casa pels forats que hi deixen, i aquí corre el rumor que per les nits mosseguen els dits i les ungles dels peus de la gent que està dormida…

Ja ens estem acostumant a la fauna de Mecufi, i fins i tot ens estem assilvestrant.

Tenim dos gossots (mascle i femella) que ronden pel voltant de casa ben farcits de paparres, a la caça de la nostra brossa. Aquí els anomenen “Malapua”. També tenim mosques, mosquits, aranyes, centpeus, libèl·lules, abelles, formigues a tutiplén, però les meves preferides són les papallones gegants, que es posen sobre dels braços i les cames amb una facilitat impensable en un animal tant esquiu.

Després trobem animals més dòcils com les gallines i els ànecs que anem esquivant mentre fem treball de camp, algun colom dels que es fan servir per menjar… si, si.. aqui també hi ha coloms! i els crancs preciosos que omplen la platja quan es pon el sol.

Encara hi ha més, la nostra pròpia oreneta que ens visita a diari a la sala on treballem amb l’ordinador. Es penja de les finestres i si l’estressem massa es caga per tot arreu. Els nostres plànols ja els ha deixat signats. A les nits la fauna canvia una mica i tenim la famosa “A Cobra” i els dragons de mil colors. Els dragons són benvinguts, les serps NO!Cada matí els locals es riuen de nosaltres ensenyant-nos les petjades i els forats per on s’escola aquesta serp tant llargaruda.

Tot i que he de confessar que encara no hem  tingut cap contacte amb els animals que viuen a “O Mato”, que pel que diuen, són els més perillosos. “O Mato” és bàsicament tot el que se surt dels límits del poble. Són els manglars, els boscos densos de mangos i kashueira i els descampats de matoll i sotabosc. Els nens ens prevenen perquè no hi entrem, no sigui que les feres que hi habiten es mengin a un Akuña i se’ls hi acabi la diversió. Allà hi viuen cocodrils, macacos i fins i tot lleons (fa uns 5 anys en van caçar un al poble).

Així que ja veieu, estem adaptant-nos poc a poc a la convivència amb tots aquests animalons. Qui sap si Moçambic ens tornarà a tots com al reporter de Man vs. WIld (http://dsc.discovery.com/tv/man-vs-wild/)

Publicado en Uncategorized | 3 comentarios

10/07/2011_LOS MANGLARES

Estamos en el Índico chicos!

Una de las muchas cosas que nos ha impresionado en estos 3 días que llevamos aquí  es la fuerza de las mareas, que cada día dejan al descubierto una franja de medio kilómetro de mar. A lo lejos vemos las olas rompiendo con fuerza con lo que creemos que ha de ser algún tipo de barrera natural. Para alguien acostumbrado a la estabilidad del Mediterráneo esto es realmente impresionante!

Aprovechando la marea baja (a primera hora de la mañana y última de la tarde, cuando el sol se pone) los habitantes de Mecúfi (muchos niños y mujeres, como no) salen a mariscar playa adentro.

Mientras recogen el marisco van charlando y cantando en Macúa. Trabajar y sociabilizar a la vez, los espacios de relación surgen de la actividad diaria.

A lo largo de toda esta costa viva crece un manglar, que actualmente está bastante deteriorado. Aún así, es impresionante ver cómo durante la marea alta el mar se traga estos arbustos (algunos han llegado a ser árboles de unos 4 metros) que aguantan estoicamente hasta la siguiente marea baja.

Siguiendo la llamada del molusco y aprovechando la luz preciosa de este país al atardecer, hoy con la marea baja de la tarde hemos hecho una visita a nuestros amigos los manglares. Sortenado los charcos erosionados en el suelo rocoso hemos conseguido entar unos 200 metros hasta ver de cerca los arbustos que nacen de la misma roca.

Por desgracia justo hoy no había nadie mariscando, pero seguro que volvemos algún día que el manglar esté on fire para socializar un poco.

Hay un par de manglares más en los dos canales de intrusión marina que limitan Mecufi a Norte y Sur. Aun no hemos tenido oportunidad de visitarlos, pero esperamos poder hacerlo pronto en barca!

Publicado en Uncategorized | 4 comentarios